Mañana saldremos de dudas, conoceremos por fin cuáles son las películas nominadas al Oscar, pero antes de eso, vamos a hacer un repaso a cuál es la situación de las películas en la carrera y sus posibilidades de estar presente en la gala de los próximos Oscar. Esta vez además, vamos, a mojarnos completamente y hacer un pronóstico, que probablemente errará bastante, pero es lo de menos, porque lo que queremos dar son todas las claves para seguir las nominaciones mañana.

Mejor película

Boyhood

Como todos los años, lo primero para entender las nominaciones a Mejor película es situarnos en cuáles serían las cinco nominadas en caso de que siguiera siendo este número el de nominados. Este año habría cuatro candidatas fijas que serían: Boyhood, Birdman, La teoría del todo y The Imitation game. La quinta, hasta hace cosa de una semana sería Selma, pero esta última semana, con la ausencia de esta película en los PGA, y la victoria de El gran hotel Budapest en los Globos de Oro, sumada a la nominación de Wes Anderson a los DGA, nos hace pensar que si fueran cinco, la cinta de Anderson acabaría ocupando la quinta plaza. Como finalmente serán más las nominadas, no hay motivos para pensar que tanto Selma como El gran hotel Budapest no estén presentes.

Junto a unas seis, hay una séptima que también parece bastante claro que estará nominada, no cuenta con el mismo registro triunfante que sus predecesoras, por eso su inclusión es algo más dubitativa, pero la buena carrera realizada por Whiplash, sumado a importantes reconocimientos como la nominación de Damien Chazelle a los BAFTA, también parecen indicar que será otra de las nominadas.

Ya tenemos siete nominadas, vamos a partir de la base de que serán nueve las películas nominadas tal y como ha ocurrido los últimos años, aquí aparecen cuatro películas que son las que a priori tienen más opciones. Creo que cualquiera de estas cuatro podría estar finalmente nominada. Estas cuatro películas son Foxcatcher, Perdida, El francotirador y Nightcrawler.

La película de Bennett Miller se ha desinflando durante toda la carrera, es cierto que le han seguido llegado menciones importantes, como sus nominaciones al Globo de Oro y a los PGA, pero también ausencias como la de los BAFTA. Ha tenido una carrera extraña, y curiosamente ha sido la crítica, que parecía ser quién tenía que apoyarla, la que ha acabado dandole la espalda. Aunque nunca ha dejado de estar entre las favoritas para conseguir la nominación, su presencia se ha ido apagando cada vez más y más, y esto le podría acabar costando la nominación.

Perdida de David Fincher, no ha sido la obra más aclamada por los premios, aunque las críticas han sido muy favorables, este thriller con humor negro está demasiado alejado de los cánones de los premios, sin embargo, la fuerza de la película de Fincher en todos sus puntos le ha seguido otorgando un reconocimiento que también tendrá en los Oscar, donde con o sin nominación a Mejor película estará presente en varias categorías. Pero tiene dos cosas muy a favor para conseguir la nominación, por un lado la reputación de Fincher, motivo más que suficiente para incluirla en la terna, ya que se consideraría una de esas nominaciones de prestigio. Por otro lado, ha recaudado más de 200 millones de dólares en Estados Unidos, un factor importante, pues no olvidemos que estos son los premios de la industria. Sería la más taquillera de las nominadas, y no olvidemos que una buena taquilla le ha valido la nominación incluso a películas como The blind side.

La última película de Clint Eastwood ha hecho un sprint de fondo en la última semana, hace unos días parecía no tener ninguna opción, pero parece que la primera película del realizador bien valorada por la crítica en varios años puede valerle su presencia en los Oscar. Su presencia en los PGA ya fue sorprendente, pero ha sido sin duda la inesperada nominación de Eastwood al DGA la que nos hace pensar que finalmente pueda entrar, y eso que ya nadie contaba con ella.

La última, y la que posiblemente menos opciones tenga de las cuatro es Nightcrawler, y, sin embargo, tampoco sería una apuesta descabellada. Estamos ante una película de perfil comercial, que ha funcionado bien en taquilla y que tiene un actor protagonista que seguramente esté nominado al Oscar, además si llega a entrar a Mejor película, es fácil que acabe arrastrando varias nominaciones más, algo similar a lo que le ocurrió a Dallas Buyers Club el año pasado. Es imposible descartarla del todo.

Las que si dejamos prácticamente descartadas son Invencible, Interstellar, Mr. Turner e Into the Woods. Aunque sus opciones son mínimas, una carambola final podría hacer pensar que alguna llegase a colarse entre las nominadas, aún así, parece demasiado complicado que lleguen a hacerlo.

Apuesta:

Boyhood
Birdman
La teoría del todo
The Imitation game
El gran hotel Budapest
Selma
Whiplash
El francotirador
Perdida

Mejor director

Wes Anderson

Desde que las nominadas cambiaron de cinco a diez, predecir qué pasará en Mejor director es una de las mayores incógnitas en la carrera, y en esta categoría, a dos días de las nominaciones, tan sólo hay dos directores que parece seguro que recibirán la nominación, estos son Richard Linklater y Alejandro González Iñarritu. Junto a ellos, hay un tercero que también ha recibido todos los nominaciones posibles este año y cuya presencia también parece casi segura en la categoría: Wes Anderson.

¿Y para quién serán las otras dos nominaciones? A mi juicio pueden pasar dos cosas, por un lado que se complete el Big Five y se nominen a los otros dos directores cuyas películas estarían nominadas en caso de ser cinco películas nominadas, estos son James Marsh y Morten Tyldum.

o que se opte por nominar a director reconocidos cuya presencia otorgaría cierto valor a la categoría, en este caso entran dos directores cuya presencia no está asegurada en la categoría reina, pero que si finalmente acaban estando nominados a Mejor película, pueden acabar estando nominados al Mejor director, ellos son David Fincher y Clint Eastwood.

Por último, tampoco nos podemos olvidar del trabajo de Damien Chazelle, que como hemos mencionado antes, también estuvo nominado al BAFTA. Chazelle se puede beneficiar de una carambola similar a la que ocurrió con Benh Zeitlin con Bestias del sur salvaje, un trabajo reconocido y un espaldarazo definitivo para la carrera de director. Si que parece bastante claro que entre estos cinco nombres saldrán los otros nominados, y cualquier otra presencia sería una sorpresa, quizá con la excepción de Ava DuVernay, cuyas opciones parecen más escasas, pero el cacareo publicitario de ser “la primera mujer afroamericana nominada al Oscar” que se lleva repitiendo durante los últimos meses, podría hacer que acabase entrando en la liza.

Apuesta:

Richard Linklater (Boyhood)
Alejandro González Iñarritu (Birdman)
Wes Anderson (El gran hotel Budapest)
David Fincher (Perdida)
Damien Chazelle (Whiplash)

Mejor actor

Eddie Redmayne

Creo que a día de hoy sólo hay dos actores que tienen la nominación asegurada, y cuya ausencia sería una verdadera sorpresa, estos son Michael Keaton y Eddie Redmayne.

Junto a ellos, lo lógico es pensar que los siguientes serán Benedict Cumberbatch y David Oleowo, pero ninguno de los dos tiene la nominación segura, sobre todo en el caso de Oleowo, que al igual que le ha pasado a Selma ha ido perdiendo fuelle las últimas semanas. Quién sí se ha ido haciéndose un hueco en la carrera y parece que finalmente acabará entrando en las nominaciones es Jake Gyllenhaal por Nightcrawler. El caso de Gyllenhaal es curioso, porque en un principio no parecía una opción segura, pero al final ha acabado presente en todos los premios, y sería extraño que no acabase entrando.

Si finalmente Oleowo cayese, parece que la pugna por la última plaza estaría entre Steve Carell y Timothy Spall, pero curiosamente los dos tienen varias cosas en contra. Por un lado, es cierto que Carell ha estado en todos los premios, pero si se confirma la pérdida de fuelle de Foxcatcher perdiendo la nominación a Mejor película, sumado a lo mucho que le cuesta a la Academia reconocer a cómicos cuando se meten a papeles dramáticos (y si no, que se lo digan a Jim Carrey), podrían dejarle fuera. Pero tampoco lo tiene fácil Spall, la ausencia de Mr. Turner, la gran película británica del año, de los premios BAFTA, sumado además a que el voto británico parece que se repartirá entre Cumberbatch y Redmayne, tampoco le pone las cosas sencillas a Spall. El último hombre en liza es Ralph Fiennes, es cierto que Fiennes ha sido de los nombres menos reconocidos de la carrera, pero la bajada de posiciones de sus tres contrincantes, la forma en la que El gran hotel Budapest ha ido subiendo posiciones, y el hecho de que Fiennes es un actor querido por la Academia podrían acabar por darle la nominación. Un último hecho me hace inclinarme por Fiennes, y es el extraño hecho de que sin Fiennes, tan sólo Gyllenhaal habría tenido una nominación previa al Oscar. Tendríamos que remontarnos hasta el año 2005 para encontrarnos otro quinteto con tan sólo un previamente nominado (Joaquin Phoenix en aquel caso).

Hay una última opción que tampoco debemos descartar, se trata de Bradley Cooper. Al comienzo de la carrera era de los nombres que más fuerte empezó a sonar, pero según fue desinflándose El francotirador, las opciones de Cooper también parecieron desvanecerse. El resugirmiento de la película de Eastwood en la última semana podría llevar a pensar en que Cooper finalmente entrase entre los nominados. Su papel es de esos con un importante cambio físico que tanto gustan en la academia, y además, Cooper ya lleva dos años seguidos siendo nominado a la estatuilla.

Apuesta

Michael Keaton (Birdman)
Eddie Redmayne (La teoría del todo)
Benedict Cumberbatch (The Imitation game)
Jake Gyllenhaal (Nightcrawler)
Ralph Fiennes (El gran hotel Budapest)

Mejor actriz

Julianne Moore

Sinceramente, ésta me parece una de las categorías menos atractivas de este año, y es que a estas alturas las cinco nominadas me parecen bastante claras y veo poco sitio para las sorpresas. Todo apunta a que Julianne Moore, Rosamund Pike, Felicity Jones, Reese Whiterspoon y Jennifer Aniston acabarán siendo las nominadas.

Puede haber sorpresas, si tuviera que caer alguna, sería una de las tres últimas mencionadas, ellas podrían dejar su sitio a Amy Adams por Big Eyes o a Marion Cotillard por Dos días, una vida. El caso de Adams sería algo más probable, sobre todo con el reciente Globo de Oro, y no hay que olvidar que ya el año pasado le quitó una nominación que parecía cantada a Emma Thompson, aunque me resulta difícil creer que esto vuelva a pasar este año, pero es una opción más que plausible. Más complicado aún es el caso de Cotillard, no sólo estamos hablando de una actuación en francés, sino que la película de Los hermanos Dardenne pasó de convertirse en una de las máximas candidatas a conseguir el Oscar a la Mejor película de habla no inglesa, a caerse en la primera tanda de eliminadas. Si lo de Adams ya me parece complicado de creer, lo de Cotillard me parecería una de las máximas sorpresas de las nominaciones. Hay un último nombre que también podría dar una gran sorpresa, de esas con la que los votantes nos quieren pillar a todos desprevenidos, se trata de Emily Blunt por su papel en Into the woods, una apuesta no tan descabellada, si se quiere reconocer al musical de Disney más allá de Meryl Streep, pero que veo muy complicada por su ausencia en todos los grandes premios y porque si hay algo que hace mal Disney es vender sus películas de cara a los premios, y una vez más nos remitimos al caso del año pasado con Al encuentro de Mr. Banks.

Apuesta

Julianne Moore (Siempre Alice)
Rosamund Pike (Perdida)
Felicity Jones (La teoría del todo)
Reese Whiterspoon (Alma salvaje)
Jennifer Aniston (Cake)

Mejor actor de reparto

JK Simmons

Este es el año más insólito que recuerdo en cuanto a esta categoría, si todos los años ha sido una de las categorías más reñidas, y en las que más candidatos había para entrar, éste es un año completamente cerrado, y es un año cerrado sencillamente porque no hay más contendientes, los nominados serán J.K. Simmons, Edward Norton, Ethan Hawke, Mark Ruffalo y Robert Duvall.

¿Alternativas? Sencillamente no las hay, aunque los BAFTA han sentado un precedente que podría cambiar el devenir de esta categoría nominando a Steve Carell a Mejor actor secundario a los BAFTA. Aunque SONY ha promocionado a Carell como actor principal, los académicos podrían acabar metiéndole en esta categoría, algo similar a lo que ocurrió cuando Kate Winslet fue promocionada como actriz de reparto por The reader y acabó nominada a Mejor actriz principal. No me parecería nada descabellado que Steve Carell acabase entrando nominado como secundario, y en este caso el damnificado sería Duvall. Sin embargo, esta posibilidad, que la veo tan factible, no deja de ser una verdadera incógnita por la que no me atrevo a apostar.

Apuesta

J.K. Simmons (Whiplash)
Edward Norton (Birdman)
Ethan Hawke (Boyhood)
Mark Ruffalo (Foxcatcher)
Robert Duvall (El juez)

Mejor actriz de reparto

Rene Russo

Si la de actor de reparto es la categoría que menos dudas me presenta, con actriz de reparto me pasa justo lo contrario, y es la que veo más abierta a ausencias inesperadas y entradas de última hora de actrices con las que a priori no contábamos.

Pero realmente en esta categoría, tan solo las ausencias de Patricia Arquette y Emma Stone me parecerían realmente sorprendentes. Es cierto que prácticamente en toda la carrera han estado acompañadas por Meryl Streep, Jessica Chastain y Keira Knightley, pero… ¿llegarán a entrar? Es cierto que no hay nadie quien le tosa a Streep, y que Knightley ha estado presente en todos los premios, y tiene la ventaja de estar en una de las películas que más nominaciones conseguirá, sin embargo, la ausencia de cualquiera de las dos la veo totalmente plausible. Más aún la de Chastain, que tiene la desventaja de estar en una película que no ha sido nada promocionada y además, hay que recordar la mala suerte de J.C. Chandor con sus actores, sin ir más lejos, el año pasado Robert Redford perdió una nominación casi cantada por Cuando todo está perdido, misma situación, misma distribuidora, y uno no olvida la rajada de Redford acusándoles de que fueron ellos los que le costaron la nominación. Esos mismos factores podrían costarle la nominación a Chastain.

Y hay unas cuantas actrices al acecho del hueco que dejaría Chastain, la mejor posicionada para ello (o la peor), sobre todo después de su presencia en los BAFTA es Rene Russo, el hecho de que Nightcrawler esté en la liza le puede beneficiar en este caso concreto por los dos lados. Si la película queda ausente de la categoría reina, la presencia de Russo se podría ver como una pequeña recompensa, y si finalmente lo está, se podría beneficiar del factor arrastre que también metería a la película en varias categorías más.

Pero Russo no es la única, como decíamos, es una categoría abierta a las sorpresas, y Laura Dern por Alma Salvaje, Naomi Watts por St. Vincent e incluso Tilda Swinton por Snowpiercer podrían acabar entrando, estas dos últimas son dos actrices que gustan mucho a la academia, y en el caso de Dern, como pasó el año con su padre, podría verse como un pequeño reconocimiento a su carrera. En principio, no voy a apostar por ninguna de ellas tres, pero nadie debería sorprenderse demasiado si acabasen colándose entre las nominadas.

Apuesta

Patricia Arquette (Boyhood)
Emma Stone (Birdman)
Meryl Streep (Into the Woods)
Keira Knightley (The Imitation game)
Rene Russo (Nightcrawler)

Mejor guión original

Birdman

Sin Whiplash en la categoría, ésta ha quedado bastante más abierta de lo que en principio estaba. Tenemos tres nominadas seguras que son Boyhood, Birdman y El gran hotel Budapest. Las otras dos nominadas deberían salir de otras tres películas: Selma, Foxcatcher y Nightcrawler.

Dando por hecho que Selma, una de las máximas favoritas hace unos meses, perderá sus opciones en casi todos los premios principales, que además estuviera ausente en guión sería demasiado extraño, es una película que tendrá pocas nominaciones, y al menos su presencia en guión parece bastante asegurada.

Si como hemos previsto tanto Foxcatcher como Nightcrawler son las dos ausentes de la categoría principal, éste sería un hecho que en principio debería beneficiar a la película de Dan Gilroy, la ausencia de Foxcatcher de mejor película, la dejaría relegada a la categoría de secundario, mientras que Nightcrawler es posible que además acabara recibiendo varias nominaciones técnicas.

Hay una última opción que veo bastante más lejana, pero totalmente plausible, ésta es que La LEGO película, la gran favorita al Oscar a Mejor película de animación, podría ver premiada su originalidad, hay que recordar que los Oscar han nominado películas de esta índole en varias ocasiones. Aún así veo sus opciones como algo bastante remoto, y me sorprendería bastante que esto acabase pasando.

Apuesta

Boyhood
Birdman
El gran hotel Budapest
Selma
Nightcrawler

Mejor guión adaptado

Perdida

Acabamos el repaso hablando de una categoría que me despierta una seria duda, y es la presencia de Whiplash en la misma. La película de Chazelle tenía ya su hueco fijo en la categoría de guión original, y realmente no sólo no debería tener problemas en estar nominada en guión adaptado e incluso convertirse en una de las máximas favoritas, pero veremos cómo le termina afectando este cambio de última hora. Pero sí, creo que la película de Chazelle acabará estando no sólo nominada, sino que junto a The Imitation game y Perdida debería ser la que luchase por ganar el galardón.

Junto a estas tres hay una cuarta nominada que también parece bastante segura, ésta es La teoría del todo, que no debería tener ningún problema en conseguir la nominación. Aunque desde luego su ausencia sería bastante menos sorpresiva que la de cualquiera de las otras mencionadas.

Ahora, cuando llegamos a la quinta plaza, si que aparecen nuestras dudas. En un principio este puesto deberían competirlo Alma Salvaje, Puro vicio y El francotirador. Hay que recordar que Jean-Marc Vallée ya consiguió colar el año pasado el guión de Dallas Buyers Club en la categoría cuando no era una de las máximas favoritas, además, Alma salvaje tiene el aliciente de estar firmada por un autor del prestigio de Nick Hornby, esto debería ayudarla bastante a conseguir la nominación. Más complicado lo tiene Puro vicio, la película de Paul Thomas Anderson ha sido completamente ignorada durante la carrera, y ésta mención podría ser también un pequeño reconocimiento a ella, pero parece bastante poco probable. Por último, el ascenso final de El francotirador que posiblemente entrará en Mejor película, la deja en una situación similar a la de Selma, ausente de todas las demás categorías principales, la nominación a Mejor guión ayudaría a justificar su presencia en la categoría reina.

En esta categoría nos encontramos con una situación similar a la de Mejor guión original, y una película de un perfil similar al de La LEGO película podría acabar nominada. Guardianes de la galaxia ha sido una de las películas más taquilleras del año, y también de las más aplaudidas, su ingenioso guión cuenta además con el apoyo de haber conseguido la nominación del gremio de escritores. La categoría se encuentra bastante más reñida que la de Guión original, y esto es posible que le acaba costando la entrada, una lástima, porque si su guión no fuera una adaptación, posiblemente acabase consiguiendo la nominación al Oscar.

Apuesta

Whiplash
Perdida
The Imitation game
La teoría del todo
El francotirador