Desde el maravilloso verano de 1975, momento en el que llegó a la cartelera Tiburón (Steven Spielberg) – blockbuster con monstruos primigenio – se asentó un nuevo tipo de entretenimiento pensado por y para el disfrute (y terror) del gran público. Fue el mismo Spielberg, quien después de ver cómo el género había sido sobre explotado en chusteras producciones de los ‘80 de muy dudosa calidad, rescataba el género en el verano de 1993. Momento en el que se estrenó el mejor blockbuster de todos los tiempos: Jurassic Park. Cinta que puso de moda a los dinosaurios y que devolvió la dignidad al cine mainstream.

Con Jurassic Park, se dio pistolazo de salida a la oleada de los seres descomunales y destructivos, así como un sorprendente y meritorio redescubrimiento animalista. Años después cada verano de forma imbatible, llegaría a la cartelera un título del mismo estilo que correrían mejor y peor suerte. Hasta llegar por fín al 2019, momento el que se estrena la que es posiblemente la mejor adaptación filmada en Hollywood de Godzilla, el indiscutible Rey de los monstruos.

Tras la irregular adaptación de 1998 Godzilla de Roland Emmerich, llegó en 2014 un reboot cargo de Gareth Edwards del mismo título, en la que se presentó al monstruo no como un enemigo a batir, sino como un inesperado aliado para luchar contra las consecuencias de la era moderna y sus lamentables ataques contra la humanidad. Esta cinta, de la cual Godzilla: Rey de los monstruos, es secuela directa, nos presentó al milenario espécimen como víctima de las radiaciones de la bomba atómica que arrasó en el Pacífico las ciudades de Hiroshima y Nagasaki. Ahora bajo la dirección del notable Michael Dougherty (quien también firma el guión) llega una cinta que da a su público prácticamente todo lo que puede esperar de ella. Espectaculares escenas de acción, bichos y monstruos increíbles, momentos del mejor blockbuster, y secuencias que son auténtico Cine y que quedarán grabadas en la retina del espectador para la posteridad cinematográfica.

Godzilla: Rey de los monstruos juega en todo momento a estar en ese pequeño espacio que se encuentra entre la autoparodia y la serie b, y no tiene miedo a jugar con los estereotipos y clichés típicos del género para construir una película cien por cien disfrutable sin perder autenticidad. Y es que su director que venía de filmar la divertida Krampus: maldita Navidad (2014) y la curiosa Truco o trato (2007) sabe perfectamente cómo dominar la estrategia narrativa para conseguir entretener sin tomarse demasiado en serio. Todo en esta película es exagerado y funciona. Los monstruos que rodean a Godzilla son realmente espectaculares, vomitan fuego y descargas eléctricas y despliegan un halo de magia y fantástico dignas del mejor cine de monstruos de los años dorados de la Universal.

La ambiciosa producción cuenta en su haber con un espectacular reparto internacional formado por Millie Bobby Brown, Vera Farmiga, Sally Hawkins, Ken Watanabe y la rescatada estrella asiática  Zhang Ziyi que fue convertida en leyenda gracias a la joya de Tigre y dragón (Ang Lee, 2000). Este tremendo cast unido a la tropa de monstruos, a una vibrante partitura compuesta por Bear McCreary y a una muy eficaz dirección de Michael Dougherty, hacen que la película sea el entretenimiento perfecto para estas recién estrenadas vacaciones de verano. Godzilla: Rey de los monstruos sabe qué esperamos de la película y de toda esa buena ristra de caras conocidas que conforman el reparto y nos regala una genial interpretación de la talentosa Millie Bobby Brown que la corona como la Reina absoluta que es.

La intención del estudio de Warner Bross es la de conectar con la sensacional Kong: la Isla Calavera (Jordan Vogt-Roberts, 2017) y crear así su más ambicioso crossover, con la intención de crear un universo cinematográfico monstruoso que sigue el estilo de Marvel y sus archi rentables Vengadores. Algo que literalmente me muero por ver y que de hacerse bien, podrá ser sin lugar a ninguna duda, la mayor fiesta de monstruos, desastres y ataques contra el planeta Tierra que haya dado la Historia del Cine. Mientras tanto tenéis una aventura mastodóntica dispuesta a devorar la taquilla internacional con un muy digno Godzilla al frente, en donde la acción está todo el tiempo arriba desde su comienzo hasta el final, sin decaer en ningún momento. Así que id al cine a pasarlo genial (si os gustan los monstruos) y ¡larga vida al Rey!

Título original: Godzilla: King of Monsters Director: Michael Dougherty Guión: Michael Dougherty, Zach Shields Música: Bear McCreary Fotografía: Lawrence Sher Reparto: Millie Bobby Brown, Kyle Chandler, Vera Farmiga, Bradley Whitford, Charles Dance,Thomas Middleditch, Sally Hawkins, Aisha Hinds, Ken Watanabe, Randy Havens,Anthony Ramos, Jonathan Howard, Zhang Ziyi, Vince Foster, O’Shea Jackson Jr. Distribuidora: Warner Bros. Pictures