Tras recaudar 100 millones dólares en su primer fin de semana y recibir el aplauso unánime de los críticos, Wonder Woman ha sido el pelotazo que nadie esperaba en Warner y DC gracias a la mano de Patty Jenkins.

Tanto ha sido el éxito que Warner ya ha empezado a planear para la secuela de la amazónica contando de nuevo con Gal Gadot y Patty Jenkins. Sin embargo, la directora no lo ve todavía claro, ya que no quiere encasillarse para el universo cinematográfico que prepara la factoría DC.

Warner seguirá negociando con la directora para que repita sus funciones de directora, a cambio de tener un mayor caché y libertad debido al éxito de taquilla de la original.