Macbeth

Justin Kurzel, realizador con poca experiencia y recorrido en la industria hasta el momento, es el encargado de llevar a la gran pantalla una nueva adaptación de la conocida tragedia de William Shakespeare, Macbeth. Teniendo como protagonistas a dos actores conocidos internacionalmente como son Michael Fassbender y Marion Cotillard, esta adaptación intenta huir de las expectativas de obra teatral aportando una “comedida” espectacularidad a su empaque, aun sustentada en tres pilares bien conocidos y construidos en pasadas traslaciones a la pantalla o al escenario: el texto de Shakespeare, las interpretaciones y la puesta en escena.

El primer pilar es, como he comentado antes, el propio texto de Shakespeare, tanto en lo que concierne a la calidad propia del relato, que ya se ha explorado numerosas veces a lo largo de los años en el cine o evidentemente en el teatro, como en la forma de entenderlo y exponerlo. Poco se puede decir ya de la tragedia escrita por el dramaturgo inglés: una historia de cómo el poder, la codicia y la obsesión conducen a la locura y a la tiranía. Nos encontramos ante una adaptación fiel que, como ya hacía por ejemplo la versión de Orson Welles de 1948, encuentra en los brillantes, teatrales y poéticos diálogos su propio ritmo que, como no podía ser de otra manera, presenta la trama de una forma pausada.

MAC_B4B5063

Para darle fuerza a los diálogos se necesitan intérpretes a la altura de una tragedia tan intensa y exigente, y esta nueva versión de Macbeth los tiene. Michael Fassbender está absolutamente espectacular encarnando al protagonista de esta historia, dibujando con gestos y movimientos la inseguridad inicial de su personaje y evolucionando con él en esa espiral de locura y ebriedad de poder. Marion Cotillard, encargada de interpretar a Lady Macbeth (personaje clave ya arquetípico), consigue impregnar de magnetismo cada mirada y concluye con un monólogo en la parte final de la película que pone la piel de gallina. Evidentemente no son actuaciones que pudiéramos calificar de “naturales”, pues los propios diálogos invitan si no a la sobreactuación sí a aportar un tono más contundente a cada palabra, pero el resultado es acorde con lo que se podría esperar de una adaptación del texto shakesperiano.

 

El tercer pilar que sustenta la película es la puesta en escena, que ya desde la primera secuencia deja claro que no quiere tener un tono teatral sino más bien espectacular y relativamente grandilocuente, con muchos exteriores y unos interiores sobrecargados de detalles. La fotografía, a manos de Adam Arkapaw, es bastante radical, decantándose por colores muy concretos (tirando muchas veces hacia el color rojo) y provocando una atmósfera enrarecida que baña, sobre todo, los espacios exteriores haciendo que resulten tan o más claustrofóbicos que las tiendas de campaña o las habitaciones de palacio. El trabajo visual es espectacular, consiguiendo no eclipsar a los propios diálogos, estando solo por encima del propio significado de la escena en momentos muy concretos como puede ser el principio (intercalando momentos a cámara lenta) o el combate en la conclusión.

marion-cotillard-macbeth

Macbeth es, en definitiva, una gran adaptación de una gran tragedia. Aporta las suficientes novedades respecto a anteriores versiones como para ir a verla sabiendo que vas a encontrar sorpresas, pero al mismo tiempo es fiel y contiene todo lo que se puede esperar de ella. Justin Kurzel, que volverá a trabajar con Michael Fassbender y Marion Cotillard en la adaptación de la saga de videojuegos Assassin’s Creed, completa un buen trabajo a prácticamente todos los niveles, dejándonos la que es, para un servidor, una de las mejores películas de este 2015.

4_estrellas

 

Ficha técnica:

Título original: Macbeth Director: Justin Kurzel Guión: Todd Louiso, Jacob Koskoff, Michael Lesslie Música: Jed Kurzel Fotografía: Adam Arkapaw Reparto: Michael Fassbender, Marion Cotillard, David Thewlis, Elizabeth Debicki, Jack Reynor, Sean Harris, Paddy Considine, Julian Seager, David Hayman Distribuidora: A Contracorriente Films Fecha de estreno: 25/12/15