En los últimos años el cine oriental ha sabido cómo hacerse un hueco entre los intereses de los cinéfilos más apasionados, de ahí que nombres como Park Chan-wook (Oldboy), Kim Ki Duk (Hierro 3) o Takeshi Kitano (Zatoichi) hayan sobresalido más allá de sus fronteras. Hablar del cine asiático puede llegar a ser una tarea complicada, sobre todo si se escogen las películas idóneas, los filmes que llegan de Corea, Japón o Hong Kong suelen presentar un grado de complejidad argumental del que resulta difícil opinar, no sólo porque el guión puede ser enrevesado sino porque aborda muchos temas delicados, aunque para beneficio del espectador lo hace con una elegancia y una majestuosidad abrumadora.

En 2004 Kang Je-gyu se atrevió a contar de una forma colosal una de las muchas historias que se vivieron durante la Guerra de Corea. Era complicado confiar en un director con apenas experiencias en la gran pantalla, al coreano sólo le respaldaba Shiri (1999) y a pesar de contar con el respetadísimo actor Choi Min-sik (que tiene un pequeño papel en este filme) la película no fue ni por un asomo un éxito comercial ni de crítica. Aunque se toma largos descansos entre sus trabajos, su primera película en el nuevo siglo, Lazos de guerra, le dio la fama que merecía, en este largometraje bélico se volcó desde el punto de vista técnico, ofreciendo una película emotiva y con grandes escenas de acción que le catapultarían (a su ritmo) al estrellato en su país, por ello su próximo proyecto My Way (D-Day) también se ambientará en el campo de batalla, concretamente en la Segunda Guerra Mundial. Merecerá la pena seguir sus pasos.

Lazos de guerra cuenta la historia de Jin-tae (Dong-Kun Jang), un zapatero que lleva años trabajando sin descanso para que su hermano menor, Jin-seok (Bin Won), pueda ir a la universidad. Pero todos sus sueños y esperanzas se desvanecen cuando los dos son obligados a incorporarse al ejército en contra de su voluntad. Separado de su casa y de su familia, Jin-tae promete proteger a Jin-sok. Pero la guerra pondrá a prueba sus lazos de fe, amor y confianza.

6551

No exagero al considerarla la versión oriental de Salvar al soldado Ryan, su impecable despliegue visual cautiva hasta el punto de que el espectador no puede apartar la mirada de la pantalla y su espectacularidad se hace notar muy pronto. Lazos de guerra se encarga de contar una historia fraternal llena de superación y garra desmereciendo la contienda, que siempre se sitúa en un segundo lugar, porque a pesar de transcurrir en pleno enfrentamiento lo verdaderamente no es la ideología política o la destreza con las armas, sino conocer lo que sienten los protagonistas, y lo logra a la perfección. Este filme refleja con gran acierto la crueldad de una guerra sin sentido y lo plasma no sólo con la dolorosa muerte de los soldados, también se aprecia en la inocencia y el desconocimiento de los mismos y sus familias. Es una película emotiva, que enseña a apreciar pequeños gestos y lo descubrimos en la despedida de las familias mientras el tren con los reclutas se aleja, o cuando Jin-seok ve los zapatos que su hermano le hizo por primera vez. La utilización del flashback es correctísima, Kang Je-gyu se apoya en ellos en el momento exacto para conmover con mayor intensidad y la banda sonora compuesta por Dong-jun Lee se hace inolvidable a cada acorde que pasa. Desde el punto de vista técnico la cinta es insuperable, poder disfrutar de escenas de acción en las que iluminación, sonido y dirección se complementan a la perfección es algo indescriptible. Magníficamente representada.

Lazos de guerra es una película en la que no importa si se es partidario de Corea del Norte o Corea del Sur, al final te quedas con la valentía de los hermanos, con su historia, tan apasionante como triste, que a ratos consigue engañar pero que al finalizar te deja sin palabras y con la sensación de haber disfrutado de cine en mayúsculas.

  • Que buena crítica Bea, hace años que deseo verla y cuando la pasan por la televisión siempre algo sucede y no he podido disfrutarla. Tus palabras hacen que me den unas ganas increíbles de verla, porque me gusta el cine bélico y quiero interiorizarme más en el cine asiático, algo que también me lo has contagiado tu después de todo lo que has hablado de The Raid, del cual me sedujo bastante su trailer. Voy a buscarla para verla Bea, porque si te gustó a ti, me gustará igualmente.

    Cuídate mucho amiga y muchas gracias por apoyarme siempre en el blog. Un abrazo!

  • Raquel

    Me encanto la critica, sabes bien que yo apenas he visto, por no decir nada, cine oriental, pero poco a poco deberia irme metiendo en él, porque veo que merece la pena y mucho. “Lazos de guerra” esta sin duda ya en mi lista de peliculas por ver.
    Gran critica, por cierto :)

  • Creo que la vi hace tiempo pero incompleta y sin la atención debida pero las partes que recuerdo me tuvieron entusiasta, espero volver a verla sin contratiempos, me gusta el cine oriental como a ti, y éstas joyitas cinematográficas suelen ser muy entretenidas. Por el mundo hay un auge con respecto a la distribución, todavía es muy poco pero está creciendo. Un abrazo.

    Mario.

  • Buenas noches Bea desde Mty, Mexico.

    Dios, vaya que este internet da uno coraje ya que habia hecho un tremendo comentario de está película y no me lo guardo en este ciber, vere si puedo recordar algo que deje, Xdd.

    Si tu como fan del cine (de hueso colorado como vos) le preguntases a alguien acerca del cine en el lejano oriente, lamentablemente la respuesta no es la que espera uno oir. Si bien, paises como Kong Kong, Japón, China, Singapur, Corea, por mencionar otros mas, han sido perfectos escenarios de diferentes tipos de cintas, pero el caso es que desde que tengo memoria, anteriormente Asia era (y hasta hoy lo es) un excelente escenario para films de acción mezclandolo con el estilo de las artes marciales (desde los tiempos de Bruce Lee, y los films ochenteros y noventeros de Jean Claude Van-Damme, hasta los tiempos modernos que hoy vemos con Jackie Chan y Jet-Li).

    Lazos de Guerra, como lo das a conocer, es una historia ejemplar y la muestra de no darse por vencido a pesar de las terribles y enormes circunstancias que a ambos hermanos les toco vivir. Si bien, con Samurai aprendimos mucho en cuanto a legado, tradición y amistad se refiere, pero aquí, la sociedad oriental le ha costado trabajo poder levantarse ante los estragos del mundo occidental (dicese desde la Bomba Atomica, hasta desastres naturales) y eso es algo muy ejemplar que aqui sintetizaría en está pelicula. Y que bueno que represente como un ejemplo a seguir para nosotros que nos toca vivir para tratar de salir avantes ante situaciones que uno no quisiera vivir.

    Te mando besos guapa y espero no decepcionarte con mi comentario

    Te quiere mucho

    Isaac Q.

  • Oye! Pues tiene buena pinta! Felicidades por la crítica!^^

  • Guau!! Hoy mismo he hablado en Clasicosis de una película ambientada en la guerra de Corea, y desde que la vi, hace unos días, me he obsesionado con el conflicto, incluso he empezado una serie documental sobre él. Así que me hables de esta película ahora me viene genial, me la voy a buscar porque además tiene un pinta genial. Cuando la vea te cuento.

    Un abrazo Bea.

  • @Christian: Gracias por lo de la crítica Christian, siempre es un placer leerte por aquí. Si hace años que quieras verla este es el momento, ojalá yo la hubiese descubierto antes, es una maravilla, puro cine bélico. Yo comencé a ver cine asiático este año y te puedo asegurar que es lo mejor que he hecho nunca, si alguna vez quieres algún título cuenta conmigo, intentaré ayudarte. Si el conflicto de Corea termina llamándote la atención te recomiendo tambien “Joint Security Area”, buenísima. Espero que la disfrutes la veas pronto o no.

    Gracias de nuevo por tus palabras, eres de lo mejor que hay por Blogger. ¡Un abrazo!

    @Raquel: Esta película es una buena manera de iniciarse en el cine oriental, estoy convencida de que te gustará, tiene una calidad asombrosa. Ojalá la veas pronto y me cuentes que te ha encantado xP. Gracias por pasarte guapísima.

    @Isaac Q.: Lo del cine de acción y Asia no lo veo tan así, es lo que la gente sabe porque es lo único que a las productoras les interesa sacar de sus fronteras, en verdad su cine de acción pocas veces es sobresaliente (con excepciones más rebuscadas), es cierto que en las artes marciales son maestros, he visto películas de samuráis que son magistrales pero el tipo de cine al que te refieres, el de Jackie Chan y demás, en realidad queda muy lejos de la calidad del resto de género que cultiva este continente. Vale la pena descubrirlo.

    Curiosa opinión de la película has hecho… Da para hablar. Gracias por escribir por aquí ;).

    @Domive: Es muy buena así que vale la pena hacer críticas así. ¡Gracias compañero!

    @Mr. Kaplan: ¡Curiosa coincidencia Kaplan! Si la guerra entre Corea de Norte y del Sur te llama la atención también te recomiendo “Joint Security Area”, tengo unos cuantos títulos aún por ver de este conflicto así que si veo alguno más que vale la pena te lo haré saber. Me alegra saber que la crítica te ha servido para conocer esta película y querer verla, ¡ojalá te guste!

    ¡Un gran abrazo!

  • No es que me interese la guerra de Corea en si. Te acuerdas que te dije que yo era de ciencias, pues la única asignatura de letras que me gustaba era la historia, y de vez en cuando me da picadas de buscar información sobre cosas, y ahora son los conflictos bélicos xD. Bueno que me enrollo, me apunto Joint Security Area, aunque ya había leído de ella, ya que esta semana me había visto la trilogía de la venganza, y me interesé por el director.

    Un abrazo Bea.