queencountry-xlarge

Reina y Patria es una película de John Boorman, director conocido por filmes como Excalibur o El sastre de Panamá, entre otros. La que nos atañe, primera película que dirige desde La Cola del Tigre en 2006, es una película autobiográfica que se presenta como una historia con tintes clásicos que pretende dilucidar qué sucede en nuestras mentes y en nuestras vidas al atravesar la adolescencia, qué efectos tiene la guerra sobre la juventud y la sociedad y cómo nace el amor en aquellos tiempos. Ahora bien, siendo sinceros y dejando la introducción neutral de lado, la película resulta fallida en todos los aspectos posibles, tanto en acertar al mostrar lo que en principio intenta mostrar, como a la hora de causar algún sentimiento o de formar alguna idea en el espectador. Reina y Patria transcurre y como transcurre, se muere, y todos sabemos que las buenas películas no acaban nunca a pesar de la aparición de un cartel diciendo “Fin” o un fundido en negro con el nombre del director, sino que retumban en nuestras cabezas para siempre, dándonos siempre motivos para revisionarlas o recordarlas, sea ya por cuestión de nostalgia, por cuestión de empatía con lo narrado, por deslumbramiento a partir de la técnica, por simple disfrute o por todas estas juntas.

La historia que aborda Reina y Patria es una historia repleta de temas comunes, ya tratados en el cine, cosa por la que, aunque no se la puede criticar (tampoco se pretende que todo el cine tenga que abordar de manera puramente superficial algo nunca tratado en este arte con la única intención de lucir original), si se puede decir que no aporta en ningún sentido ninguna visión interesante, llamativa o compleja de lo que habla. El tema más relevante de la película es el romance que el protagonista tiene con una mujer que representa, muy torpemente y llena de tópicos, el clásico personaje con problemas existenciales, problemas que surgen de una simple y fallida relación con un hombre que solo le trae problemas. Muy complejo. El otro tema, y no menos importante en la trama, es la amistad repleta de altibajos que tiene con un joven que conoce al entrar en el ejército y cómo se las arreglan para atravesar todo tipo de aventuras, como hacer que expulsen a un superior tiránico, robar objetos de importancia con la intención de hacer alguna putada al ejército o recibir cualquier tipo de visita a cualquier hora.

queencountry2-xlarge

Cuando acaba, uno ha presenciado una retahíla sorprendentemente continuada y sin descanso de tópicos, simplezas, situaciones inverosímiles que resultan ya no solo inverosímiles en sí mismas, cosa que no tiene porque ser molesta, sino inverosímiles dentro de la propia estructura que presenta la película, y personajes que muestran dos capas de inseguridad, la interna en la narrativa, inseguridad natural de adolescentes, y en este caso, también inseguridad de guión, de atrevimiento, quedando así personajes estereotipados, aburridos, que deambulan por un mundo que parecen querer abandonar en cada momento.

Es cierto que, y sin quedar muy claro si visto lo visto es una ventaja u otro problema más, la película se olvida rápido y nada en ella nos hace sentir que hemos perdido realmente el tiempo en algo paupérrimo. Uno sale del cine cómodo, porque la película cumple al narrar una historia nimia abordada, diría yo, sin ganas (ni siquiera estéticamente transmite algo) e incluso con miedo a que algo se escape de la propia nimiedad de la historia, pero también sale molesto, porque, al menos yo, considero una decepción salir del cine cómodo. Y creo que aquí se entiende a qué me refiero por comodidad, a aquella sensación de salir igual que como has entrado, sin nada que desafíe los límites que uno mismo cree que el cine tiene, sin nada que sepa conectar con nuestros sentimientos más profundos, sin nada que golpee, que impacte, que entretenga memorablemente o que sorprenda respecto a las expectativas.

QUEEN AND COUNTRY

Recuerda cómo te sentías al terminar de ver en el cine, en casa o dónde sea las películas que más te hayan impactado en la vida. Si quieres vivir eso, Reina y Patria es mejor dejarla en el cajón de las películas para ver un sábado por la tarde con algún familiar. Si no quieres vivir esa sensación y quieres, aún así, gastar dinero en el cine, pues bien, no tires el dinero, por favor.

1_estrella

Ficha técnica:

Título original: Queen and Country Director: John Boorman Guion: John Boorman Música: Stephen McKeon Fotografía: Seamus Deasy Reparto: Callum Turner, Caleb Landry Jones, David Thewlis, Richard E. Grant, Tamsin Egerton, Vanessa Kirby Distribuidora: Good Films Fecha de estreno: 11/09/2015