foto1

Tú, querido lector, crees que harías cualquier cosa por Monica Bellucci. Crees –y probablemente te asista la razón- que por ella desafiarías a los elementos o matarías una ballena a chancletazos. Lo que no harías por ella, aunque a priori suene más fácil, es ver esta película por donde pasea su imponente anatomía a manera de cebo. No seas incauto. No hagas como yo. Sale muy poco rato. Cuando comprendes la magnitud del fraude, preferirías estar sufriendo las consecuencias de la ingestión de un cocido en mal estado, previamente deglutido en compañía de Tomás Roncero. Sin el menor recato, el cartel que anuncia la película está presidido por una imagen de la Bellucci seductora y en grandes dimensiones, con su nombre destacado en rojo.

Bellacos.

Esta película ganó el Grand Prix del Festival de Cannes y el Premio del Jurado del Festival de Cine Europeo de Sevilla. Ignoro si los jurados de ambos certámenes estaban formados por las mismas personas, o si simplemente fuman o inhalan las mismas sustancias estupefacientes. El caso es que cuesta admitir, en aras de la corrección política, que esta película hecha sin duda –quiero tener ese alivio, y si me equivoco no me saquéis de mi error- con bajo presupuesto, escrita y dirigida por una mujer y repleta de buenas intenciones es una chusta de muy complicada asimilación. Crucifíquenme: lo es.

foto4

Una verdad que se dice mucho es que un presupuesto desorbitado no garantiza una buena película. Una verdad que se dice muy poco es que un presupuesto bajo tampoco garantiza una buena película, por más que el proyecto tienda a ser visto con ojos de mayor simpatía. Pocas pruebas más fehacientes de esta realidad que este ladrillo presuntamente cuajado de sensibilidad. La directora Alice Rohrwacher nos introduce, querámoslo o no, en una destartalada casa de campo en medio de la Umbría italiana donde habita una familia conformada por una madre harto simplona, un padre alemán que está más pa’ allá que pa’ acá, cuatro niñas bastante hartas de este último y un chico alemán conflictivo que está allí como parte de un programa de reinserción social y que no abre el pico en todo el rato. Por allí pasan también otros alemanes (no sabíamos que había tantos en Umbría) diciéndoles –y, lo que es peor, diciéndonos- cosas que nos la traen completamente al pairo, un dromedario que es lo mejor de la película y los responsables de un reality-show diseñado para elegir la mejor familia campesina de la zona, o algo así. Como parte de este extraño concurso pasa por la pantalla la Bellucci, absolutamente espectacular y absolutamente miserable en su manera de engañarnos para meternos en este embrollo tan terriblemente irritante. Para cuando vemos el concurso en cuestión, que parece querer exudar cierto aire felliniano que redimiría un poco el bodrio, ya es demasiado tarde, y además el afán felliniano se queda en torpe intento. Contrasta además en exceso con el tono naturalista del resto del invento, tan naturalista que lo primero que vemos tras un pretencioso comienzo de linterna y sombras es a una de las niñas cagando.

foto9

Las actuaciones de las niñas, naturalistas también, constituyen el elemento más salvable de este tinglado tan aburrido y con tantas ínfulas, en especial el papel desempeñado por la que podemos considerar protagonista, Alexandra Lungu. Por lo demás, el mensaje de la película queda difuso. No sabemos si es una oda a la vida campestre o todo lo contrario; una crítica a la telebasura o todo lo contrario; un elogio a los programas de reinserción de niños delincuentes alemanes en la Umbría italiana (¿?) o todo lo contrario. Y lo mejor de todo es que no nos importa nada en absoluto. Yo solo quiero que venga mi madre, que acaricie amorosamente mis cabellos y que me asegure que todo ha pasado.

1_estrella

Ficha técnica:

Título original: Le meraviglie Director: Alice Rohrwacher Guión: Alice Rohrwacher Música: Piero Crucitti Fotografía: Hélène Louvart Reparto: Maria Alexandra Lungu, Sam Louwyck, Alba Rohrwacher, Sabine Timoteo, Agnese Graziani, Monica Bellucci Distribuidora: Karma Films Fecha de estreno: 27/02/2015