En el cuarto día de Festival se proyectó la primera gran favorita a la Palma de Oro: Like Father, Like Son del realizador japonés Hirokazu Kore-eda. Aunque hoy empezaremos el repaso con la otra película de la Sección Oficial que se pudo ver el pasado día 18: Jimmy P., de Arnaud Desplechin. La cinta francesa del director de Reyes y reina (2004) ha sido, de momento, la gran decepción del Festival. Ninguna crítica positiva, ni por parte de la crítica nacional ni por la de la internacional se llevó este drama sobre la II Guerra Mundial que contaba con la presencia del siempre polifacético Benicio del Toro. Ni por esas. 

Por parte de la prensa española ha habido unanimidad en cuanto a críticas destructivas. Nando Salvá, de nuestra revista de cine favorita, Cinemania, dijo de Jimmy P. que es “un tratado psiquiátrico pretencioso y plomizo disfrazado de relato sobre la amistad. Un traspiés en toda regla por parte del francés Desplechin”. La opinión de Carlos Boyero, siempre exigente y tajante, es cuanto menos, ilustrativa: “Me ha parecido un coñazo. El tema me da igual, y la forma de hacerlo de Desplechin me resulta cansina y monótona. Lo que he visto, porque me he pegado alguna cabezada, me ha parecido muy aburrido, a pesar de Benicio del Toro, que es un actor muy magnético”. Luís Martínez, otro de los críticos imprescindibles en estas recopilaciones tampoco se ha mostrado muy entusiasta con este trabajo: “La cinta se mantiene encerrada en sí misma y se limita a ofrecer el proceso entero al patio de butacas. En crudo, sin conclusiones, sin avances, sin historia si me apuran. Es el propio espectador el invitado a reconstruir, destruir y volver a montar las piezas de un puzzle tan enigmático como magnético”


Alejandro G. Calvo, de SensaCine, afirma que es lo peor de Desplechin: “Jimmy P. es un tête à tête entre Benicio del Toro y Mathie Amalric descafeinado y atonal”


La prensa internacional tampoco se ha desviado de esta línea crítica. Peter Bradshaw de The Guardian comienza con una frase de la película para dirigir su crítica negativa: “‘¿Cuánto tiempo más tengo que estar aquí?’ le pregunta a una enfermera en un punto de la película. Y tú lo preguntas, Jim, nosotros también no lo preguntamos”. The Hollywood Reporter aporta el (único) toque positivo al mencionar que “se salva en gran parte gracias al trasfondo de discriminación étnica presente, y las dos fascinantes actuaciones principales, que vencen un comienzo tambaleante para encontrar el equilibrio emociona en la trama final”.

Jimmy P.

Sin embargo, tanta negatividad quedó sepultada cuando se publicaron las primeras críticas de la cinta de Kore-Eda que mencionábamos al comienzo. Like Father, Like Son se ha convertido en una de las opciones más firmes a alzarse con la Palma de Oro por su temática, un drama familiar que, aparentemente, ha gustado (y mucho) al presidente del Jurado, Steven Spielberg. A pesar de ello no dudamos de que Kore-Eda, que ya conquistó hace unos años con Nadie sabe y Still Walking, ha hecho un grandísimo trabajo en esta nueva cinta.

Aunque la cinta del japonés se postula como una de las grandes de esta edición de Cannes también se ha llevado algún que otro palo por parte de la prensa española. Nando Salvá alude a la cursilería y afirma que: “Relata el caso de dos bebés intercambiados al nacer para abandonarse a sus instintos sensibles. Es el tipo de película que empeora cada nueva vez que piensas en ella”. Pero ha sido uno de los pocos a los que no le ha convencido el trabajo del realizador japonés (la opinión de Luís Martínez es tan abstracta que prefiero no ponerla). Boyero se mostró (casi) extasiado: “Por fin hemos visto una gran película. Están contandas las relaciones, la dificultad de educar, el amor entre padres e hijos, con una complejidad, con una poesía y una veracidad admirables. Es la mejor película que hemos visto”. G. Calvo defiende que se trata de una “película plagada de buenos sentimientos, está claro que es un homenaje muy bello hacia la familia y al amor entre padres e hijos. A Spielberg le va a encantar”, sentencia. 


Por parte de la prensa internacional también ha habido una gran acogida  Maggie Lee de Variety defiende que “Like Father, Like Son, hace un tratamiento de los lazos familiares, las expectativas y las responsabilidades de una manera especialmente sencilla pero ágil, que produce un impacto desgarrador”

Soshite Chichi Ni Naru (Like Father, Like Son)

Como siempre, de las películas pertenecientes a Una Cierta Mirada nos llegan menos opiniones. Grand Central, la película en la que repetía Tahar Rahim tras su presencia antes de ayer en el filme de Asghar Farhadi, Le passé, tampoco ha entusiasmado demasiado. Cinemaadhoc dice que es “un drama a medio camino entre la crítica laboral-social y la crónica romántica de extrarradio. A ratos funciona”. El crítico de El séptimo arte defiende a medias la cinta de Rebecca Zlotowski: “Qué bien todo lo referente a la central nuclear… Y qué floja la historia de amor. Y suerte que está Léa Seydoux.

La inglesa Bends, de Flora Lau, se ha llevado mejores críticas que la francesa que comentábamos justo antes. David Rooney de The Hollywood Reporter defiende que “Bends es una obra con un tono lento pero al fin y al cabo estremecedor que se distingue por las comedidas interpretaciones de sus actores protagonistas y por su fría y elegante fotografía”. Maggie Lee, también por parte de la prensa internacional, de Variety, ha comentado que “estéticamente, el debut de Lau está elaborado de una manera muy hermosa por un equipo de producción de primera, pero sigue siendo un logro modesto en cuanto a relevancia e impacto”


Por parte de la crítica española, el ya menciona crítico de El séptimo arte afirma que “no es nada del otro mundo, pero Bends va en interés creciente, está bien facturada y muestra bien la dicotomía China/Hong Kong”. Emilio Doménech de Cinéfagos comenta que se trata de un “correctísimo drama chino sobre la inmigración y la emigración en Hong Kong”.


El quinto día de Festival trajo consigo lo nuevo de los hermanos Coen, a quienes en
La Cabecita admiramos profundamente. Aún así todo eso os lo contaré mañana. De momento hoy nos quedamos con la primera gran favorita: Like Father, Like Son. Aquí las fotos de toda la jornada:

Amit Kumar
Arnaud Desplechin y Mathieu Amalric
Arnaud Desplechin
Bends
Benicio del Toro y Mathieu Amatric
Benicio del Toro
Camille Lelouche, Lé Seydoux, Tahar Rahim y Rebecca Zlatowski
Colin Firth
Danny Mooney, Benicio Del Toro, Gina McKee, Mathieu Amalric, Misty Upham, Arnaud Desplechin y Michelle Thrush.
Fan Bingbing, Livia Firth, Marion Cotillard, Caroline Gruosi-Scheufel, Colin Firth y Laura Bailey
Fan Bingbing
Flora Lau
Grand Central
Los Juegos del Hambre: En llamas
Jennifer Lawrence
Rueda de prensa de Jimmy P.
Kore-Eda Hirokazu
Livia Firth
Léa Seydoux y Tahar Rahim
Léa Seydoux y Tahar Rahim
Léa Seydoux
Marion Cotillard
Monsoon Shootout
Pauline Burlet
Rebecca Zlotowski
Valeria Golino y Riccardo Scamarcio
Kore-Eda
Bernardo Bertolucci
Grand Central
Jimmy P.
Mathieu Amalric
Steven Spielberg y Kate Capshaw