DSC_8261

La obsesión por las apariencias está a la orden del día, nos influye de manera desmesurada lo que opine la gente de nuestro aspecto físico; ya no es cuestión de salud, sino de aparentar. Paraíso narra la historia de una joven pareja que, por trabajo, se mudan a vivir a un lugar completamente distinto: el ajetreo de la ciudad, más tráfico, más contaminación, menos zonas tranquilas, etc. Carmen y Alfredo tienen que adaptarse al nuevo entorno, y es algo que no se presenta con facilidad; ya que, en su primera cena laboral Carmen escucha comentarios sobre su aspecto físico que la impulsan a cambiar totalmente su rutina. 

Hasta entonces los personajes que interpretan Carmen y Alfredo se sienten totalmente a gusto con su condición física, no tiene importancia engordar unos kilos o cenar de más. Lo que priorizan en su relación es el amor y el respeto que se tienen el uno al otro, no lo que opinen terceras personas de su físico. La negatividad con la que Carmen recibe los comentarios crea diferencias en la pareja que es, donde se centra mayormente la trama. Alfredo y Carmen se someten a una separación emocional que poco tiene que ver con su modo de vida, pero que les cambiará por completo. 

DSC_3576

La historia que Mariana Chenillo, directora y guionista, traslada a la pantalla  es una idea original desarrollada por Julieta Arévalo. La directora, Mariana Chenillo, fue muy reconocida en su ópera prima, Cinco días sin Nora, sobre todo por el trato de la comedia negra dentro del drama. En Paraíso sigue explorando el territorio de la comedia dramática, pero con unos toques mucho más simplones y recurrentes. Cierto es, que trata temas de rigurosa actualidad como la obsesión por las dietas, el deporte, etc. Pero acaba cayendo en los clichés de una comedia romántica habitual, la creación de un pequeño bache que altera la circularidad de la relación amorosa entre Carmen y Alfredo. 

La cinta decae debido a su torpeza en la propia manutención de aquello que está narrando, en un primer momento la película consigue una empatización directa con el espectador; ahí la directora demuestra cierto control respecto a su cine y a su historia. Pero tal cual va avanzando la acción y se desliza hacia lo evidente, perdemos la atención que; en un principio había podido conseguir la directora con su planteamiento. Acaba por ser aburrida y recargante en la repetición de cosas que se han visto mil veces, además de ser reiterativa en sus propios temas.  Apartando la obviedad de sus desaciertos, se agradece -que es lo que más temía al empezar a verla- que se dejen de un lado las situaciones ridículas y completamente absurdas que se crean a través de personajes, caracterizados como patosos por su condición física. Eso es la gran ventaja de la película, no intenta ser una burda burla de una pareja que quiere ponerse a dieta; y así es como nos acercamos a la realidad que tiende a idiotizarse y a esconderse.

DSC_2373-1

Podría haberse centrado en temas mucho más cruciales, pero se decanta por gustar al público y llegar a las multitudes; por vender y no trascender. Por ello Paraíso se queda en un relato pequeño e inocente que, aunque con una buena voluntad y una buena ejecución; no consigue conquistar ni transmitir todo aquello que quiere o debe. Entrañable en algunos momentos, aburrida y cansina en otros… Seguramente sin mucha relevancia, pero no una pérdida de tiempo.

2.5_estrellas

Ficha técnica:

Título original: Paraíso Director: Mariana Chenillo Guión: Mariana Chenillo Música: Dario González Valderrama Fotografía: Yaron Orbach Reparto: Andrés Almeida, Daniela Rincón, Luis Gerardo Méndez, Anabel Ferreira, Camila Selser, Beatriz Moreno, José Sefami, Paloma Woolrich Distribuidora: Abordar distribución Fecha de estreno: 10/07/2015