1389866958

Kevin Macdonald se ha gestado en las últimas dos décadas un nombre en la industria cinematográfica a nivel mundial, con repercusión en varios de sus ámbitos. Quizás sus obras más reconocidas sean los documentales que ha realizado, entre los que destacan el oscarizado Un día de septiembre y los renombrados Tocando el vacío y La vida en un día. Sin embargo, a mí lo que más me atrae de su obra son las películas de ficción. En ellas ha tratado temas tan diversos como una representación de las barbaries de un dictador, un thriller criminal, una historia de aventuras y epopeyas, y ahora también un drama apocalíptico. Sus dos mejores ejercicios a la dirección coinciden con sus dos mejores trabajos: en El último rey de Escocia y La sombra del poder exhibía una sobriedad encomiable para filmar poderosas cintas capaces de tensionar al espectador. Sin embargo, Macdonald dio un paso atrás con La legión del águila, una convencional trama de heroicidades, valentía, testosterona (aunque contradictoriamente se condimentara con algunas escenas un poco gays), honor y un poco de estupidez; el director escocés se limitó aquí a hacer lo mínimamente exigible, pero dejó cierta sensación de indolencia y de que desde luego había rendido por debajo de su nivel.

Mi vida ahora se presenta como una historia interesante a partir de un escenario de futuro apocalíptico, en el que el mundo occidental vive una catarsis a causa de ataques terroristas por parte de… Aquí podemos achacarle la primera falta al guion, pues no sabemos quién perpetra esos crímenes. Podríamos entender que Macdonald no quisiera darle importancia a las causas y sí a las consecuencias de este apocalipsis. Sin embargo, esta alternativa tampoco tiene lugar, y la trama acaba desvariando hacia un poco atractivo drama romántico.

HOW I LIVE NOW

Daisy es enviada al Reino Unido a vivir con su tía. Se intuye, aunque no se explica, que es una medida de seguridad, pues Estados Unidos sería muy posiblemente el principal foco de los atentados. En la primera escena, Macdonald deja una buena muestra de su calidad, aunque durante el resto del metraje dirigiera con el freno de mano echado: Daisy pasa junto a un grupo de gente que observa anonadada una noticia en televisión, titulada “Estalla una bomba en París”; ella ni se detiene, pues ya está acostumbrada a ver estas noticias y forman parte del día a día. Sutilmente y sin necesidad de recurrir a largos diálogos, MacDonald nos ha situado en el contexto de futuro apocalíptico.

La tía de Daisy trabaja día y noche sin descanso, por lo que apenas le podrá dedicar tiempo a la chica, y a ella no le quedará otra que relacionarse con sus tres primos. La descripción de los personajes crea un cierto paralelismo cómico con los protagonistas de Las crónicas de Narnia, pero el colmo de la irreverencia llegará cuando la joven entable una relación amorosa con el mayor de sus primos; a falta de que les nazcan los hijos tontos, el deliberado, continuado y recalcitrante incesto hace difícil empatizar con unos personajes que persiguen una causa tan estúpida.

HOW I LIVE NOW

Hacia la mitad de la cinta los personajes son separados por la fuerza, pero se juran amor eterno y se encorajinan para volverse a ver. De esta forma, lo que se presentaba como una cinta con visos de indagar en cómo sería el mundo ante una eventual Tercera Guerra Mundial (se llega a mencionar, aunque nunca tenga lugar) se torna en una tópica historia en la que la Cenicienta quiere recuperar a su príncipe azul. La resolución es tristemente simplista: andando la protagonista y su prima pequeña por los bosques sin rumbo fijo de pronto se encuentran delante de su hogar, y también resulta que el amante se hallaba a tiro de piedra, herido pero a sólo unos cientos de metros de la casa. Nos susurra Daisy con voz en off algo que nos evoca un pensamiento anterior suyo, quien le reconocía entre sollozos a su primo que “allá donde voy todo va mal”. Ahora la chica nos explica que para que las cosas vayan bien, sólo tienes que creerlo. Y a la vista que tiene razón, porque en cuanto ella encuentra su primo, presiona al director pidiéndole la hora para que los ataques terroristas cesen de inmediato y la película acabe ya.

Mi vida ahora es una película desaprovechada, tanto por el potencial que se le podría haber sacado a la trama como por el cualificado director que tenía en nómina. Ahora bien, como contraste a la multitud de defectos que se cuentan en la película, aparece una gran virtud, y es que la película se hace muy amena. No me pregunten por qué entretiene, porque no lo sé, pero entretiene.

Ficha técnica:

Título original: How I Live Now  Director: Kevin MacDonald Guión: Jeremy Brock, Tony Grisoni, Penelope Skinner Música: Jon Hopkins Fotografía: Franz Lustig Reparto: Saoirse Ronan, Tom Holland, Anna Chancellor, George MacKay, Corey Johnson, Sabrina Dickens, Sophie Ellis, Harley Bird, Natasha Jonas, Boyd Rogers Distribuidora: Filmax Fecha de estreno: 10/10/2014