Amparo

La actriz Amparo Baró ha fallecido este jueves a los 77 años en el hospital Puerta de Hierro de Madrid a causa del cáncer que padecía. La muerte de Baró se ha producido a las 8 de la mañana tal y como ha anunciado su representante Paloma Juanes.

Amparo Baró nació en Barcelona en 1937. Ya de jóven empezó a estudiar Filosofía y letras con series dificultadoes por los apuros económicos de su famili, pero tras ingresar en el Teatro Español Universitario descubrió su verdadera vocación. En 1957 siendo una completa desconocida fue llamada por Adolfo Marsillach, para sustituir a su esposa Amparo Soler Leal que sifría de una apendicitis en un montaje de Harvey, la obra de Mary Chase que había ganado el premio Pullitzer.

Siguió fraguando su carrera en las tablas y en 1959 le llegó el éxito con la representación de La Calumnia en Madrid junto a Mayrata O’Wisiedo, obra que la llevó a hacer una gira por Sudamérica.

Por este entonces, Baró ya había debutado en e cine en Rapsodia de sangre de Antonio Isasi-Isasmendi, de todas formas, Baró no se prodigó demasiado durante estos años, aunque apareció en películas como Margarita se llama mi amor, La chica del trébol, Tengo 17 años o Carola de día, Carola de noche.

Su presencia en el cine siempre fue bastante escasa, y a finales de los 80 fue espaciando cada ve más sus proyectos y seleccionándolos cuidadosamente, la actriz se dejó ver en películas como El bosque animado, Soldadito español, Las cosas del querer o Boca a boca. Una de sus últimas participaciones en el cine, en la película Siete mesas de billar francés de Gracia Querejeta, le valió también su único premio Goya. También se llevó el premio de la Unión de actores por su última papel en la gran pantalla en la película Maktub, un premio que ya había en dos ocasiones por su trabajo en la televisión.

Porque la popularidad de Baró estuvo siempre ligada a la televisión, medio del que fue pionera, rodando junto a Adolfo Marsillach Galería de maridos, una de las primeras series de la televisión española que dirigió Jaime de Armiñán. Durante las siguientes décadas apareció asiduamente en el programa Estudio 1 y en series como Confidencias junto a Antonio Ferrandis o Silencio, estrenamos de Pilar Miró.

Su mayor reconocimiento le llegó gracias al papel de Sole en la serie 7 vidas, papel que interpretó durante siete años y que le proporcionó más premios que el resto de su carrera. Tras el final de 7 vidas, Baró recaló en otra de las series de mayor éxito en España, El internado, nuevamente una producción de Globomedia, en esta ocasión para Antena 3.

En diciembre de 2011, doce años después de no pisar el teatro, protagonizó la la obra Agosto (Condado de Osage), de Tracy Letts ganadora del Premio Pulitzer en 2008. Baró interpretó a Violet Weston, el mismo papel que proporcionaría una nominación al Oscar a Meryl Streep.

El 26 de octubre de 2013, Amparo Baró recibió el Premio Nacional de Teatro Pepe Isbert a manos de Tony Isbert y el presidente de honor Manuel Galiana.