weone_foto_galeria_7911full-ci8zhVEGc4IUmqtP

Llega a nuestras carteleras por fin una de las películas que más han viajado por festivales y que ha gustado bastante en general. Tiene la pega de estrenarse el mismo día que llega Capitán América: Civil War, lo cual hará que pase más desapercibida, pero no es para nada una mala opción para buscar una buena película en el cine.

Trumbo se basa en la vida del guionista de cine Dalton Trumbo, interpretado por Bryan Cranston, el cual estuvo envuelto en la famosa caza de brujas anticomunista del gobierno americano que afectó también al mundo del cine y los estudios de Hollywood. Formando parte de los famosos “10 de Hollywood”, fue un escritor en la sombra bajo pseudónimo de películas tan famosas y galardonadas como Espartaco o Vacaciones en Roma. El director Jay Roach abandona la comedia total de sus anteriores películas (Austin Powers: Miembro de oro o Los padres de ella) para realizar un biopic más académico y con tonos más serios, pero sin abandonar los toques de comedia que pueden definir al director. Una película bastante más al uso, donde incluso puede pecar de lineal, pero eso no es un impedimento para disfrutar de ella. Bryan Cranston presta una interpretación genial de un Dalton Trumbo excéntrico, alocado e intransigente, ya sea hacia sus rivales, compañeros, o incluso familiares.

weone_foto_galeria_8549full-FcVJixCn62hRP95j

No estoy seguro de si podría ser de sus mejores papeles memorables, pero sí que está entre los más destacados del actor, aportando un gran valor positivo a lo que vemos en pantalla. Toda la trama principal es muy correcta e interesante, consigue tenernos pendientes de lo que vaya a acontecer (aunque ya sepamos de antemano como ocurrió en gran parte todo), pero tampoco asombra. En una interesante mezcla de imágenes de archivo e imágenes de ficción al más puro estilo Oliver Stone, el ritmo no decae y entretiene al máximo, es enérgica y dinámica. Todo ello es respecto a la trama principal, porque lo que vienen a ser las secundarias, llenas de relaciones entre personajes, la cosa decae bastante. A duras penas podemos personalizar los compañeros de trabajo de Dalton Trumbo que ya nos aparecen en sub-tramas que no podemos apreciar lo suficiente. Quizá con el que más atención podamos poner sea el secundario interpretado por un sorprendente Louis CK, quién demuestra su valía en el campo dramático. Ah, y otra vez tenemos en una película a John Goodman haciendo de él mismo.

Más allá de tener un protagonista genial, un plantel interesante, un ritmo y trama entretenidos y unas carencias notorias en los personajes secundarios, sigue pesando una sensación de haber visto otra vez algo que es más de lo mismo. Trumbo no tiene nada especial, nada diferenciable, nada destacable o nada asombroso, pero sí que es un producto absolutamente válido para pagar en el cine, para disfrutarlo, ir a ver un pedazo de negra historia del cine en la pantalla grande, sin que tenga pretensiones de ser una gran película o algo asombroso. Es lo que es, un muy buen biopic, una buena película, un buen retrato, y un académico y correcto divertimento.

3.5_estrellas

Ficha técnica:

Título original: Trumbo Director: Jay Roach Guión: John McNamara Música: Theodore Shapiro  Fotografía: Jim Denault Reparto:  Bryan Cranston, Diane Lane, Helen Mirren, John Goodman, Elle Fanning, Louis C.K., Michael Stuhlbarg, David James Elliott, Roger Bart, J.D. Evermore Distribuidora: eOne Films Fecha de estreno: 29/04/16